Somos conscientes que no todos los pacientes pueden desplazarse hasta la clínica por un motivo u otro:

  • Edad avanzada.

  • Lesiones.

  • Situaciones que impiden poder moverse como por ejemplo cirugías recientes, acabar de dar a luz, encontrarse mal por la quimioterapia.

  • Falta de tiempo.

  • Comodidad.

Por ello en Clínica FISAP disponemos del servicio de fisioterapia a domicilio para reducir vuestros costes en tiempo y esfuerzo.